Aceitera de Arganda

27/02/2020
Aceitera de Arganda

Arganda es por tradición una tierra de vinos. Un clima soleado durante todo el año y su tierra arcillosa, bañada por las aguas del río Jarama, hace único el vino que desde la época romana se cultiva en esta tierra. Con razón, es fácil leer en cualquier rincón del pueblo el dicho: “Si vino a Arganda y no bebió vino, entonces ¿a qué vino?”

Con las cuatro variedades de uva que se dan en esta tierra, Tempranillo, Airén, Malvar y Shirak, se consigue una gran gama de vinos con diferentes sabores y matices. En sus olivos centenarios crecen aceitunas Cornicabra, Manzanilla y la última en llegar, variedad Picual que arrojan dos aceites excepcionales.

Desde hace 85 años, tres generaciones de agricultores argandeños agrupados en cooperativas se han dedicado a la producción y venta de vino y aceite. Ahora, en “Vino y aceite de Arganda” queremos dar un paso más y dedicarnos a la distribución de nuestros productos.